Perra Devuelta A La Perrera Está Tan Triste Que Es Incapaz De Moverse.

A veces, TODO sale mal.

Esta foto es de cuando la familia adoptiva devolvió a Lana a la perrera - un lugar que ella conocía demasiado bien.

Esta foto se define en una sola palabra: deseperación.

La historia de lana es bastante triste: llegó a Toronto cuando era muy joven.

Una de las cuidadoras de la perrera dijo: "Lana estaba aterrorizada constantemente y era tan pequeña que cabía en mi mano."

Lana se mantuvo en un programa de prueba en el que pasaba cortos periodos de tiempo con familias hasta que una decidiera adoptarla de forma permanente.

Finalmente, cuando Lana tenía cinco y medio, una familia le dió un verdadero hogar.

Y entonces vino lo peor porque le salió el reflejo de su temprana edad cuando tenía que competir para poder comer.

"Lana mordió a la mamá y la familia decidió llevarla de nuevo a la perrera por miedo que mordiera a los hijos pequeños"

Su cuidadora dice: "Lana es tonta y dulce. Se relaciona muy bien con los demás animales y el incidente anterior fue algo muy puntual."

"Lana vuelve a estar triste y hermética. Es como si ya no tuviera ganas de vivir"

Durante todo un día, Lana no respondió a nadie. Ni siquiera a los voluntarios del refugio que intentaron que se moviera.

Pero los perros nunca pierden la esperanza... Y su gran amiga Ayoub (una antigua cuidadora) la visitó.

"Quería ver como reaccionaría. Fui a verla y le dije: 'Laaaaana! Hey, ¿qué pasa?"

Entonces Lana se lanzó a sus brazos y no paró de darle besos.

Aunque lana tuvo un momento de pura felicidad, nuestra protagonista todavía necesita un hogar. El problema es que por cuestiones legales que desconocemos sólo puede ser adoptada en Ontario - Canadá.

"Sé que en algún sitio hay una familia que la quiere", dijo Ayoub.

Aquí puedes ver más información sobre Lana.


Por favor, si amas a los animales, haz click para unirte a nuestra comunidad.

F: Rescue Dogs Match