Una Familia Adopto A Un Adorable 'Mini Cerdo'... Pero Recibieron Mucho Más De Lo Que Esperaban.

Cuando Derek Walter y Steve Jenkins de Toronto adoptaron un 'mini cerdo' lo hicieron suponiendo que el animal no debía superar los 30 kilos.

Sin embargo, parece que Esther no recibió el memo, pues no dejó de crecer y eventualmente llegó a pesar 240 kilos!

Así era cuando llegó.

Y en esto se convirtió.

A pesar de su enorme tamaño, Esther debe haber sido un cerdo muy encantador pues decidieron quedarse con ella.

Incluso inspiró a sus compañeros de apartamento a dejar de comer tocino y crear un refugio para animales de granja abusados y abandonados.

Es importante destacar el hecho de que Esther ama jugar con juguetes, duerme en una cama doble, sabe abrir los estantes de la comida y cree es uno de los perros.

Si esta historia te ha gustado, no te la quedes para ti y compártela con los tuyos.

F: