Una Misteriosa Enfermedad La Dejó Paralizada, Pero Lo Que Su Esposo Hizo... Te Dejará Sin Palabras.

Du Yuanfa, un granjero de 84 años que vive en la villa Sunjiayu en el este de la provincia Shandong en China, renunció a su trabajo como minero de carbón para cuidar a su esposa Yu'ai día y noche, después que ella quedó paralizada en 1959.

Du intenta ver si su esposa de 76 años que está confinada a su cama, tiene fiebre.

El humilde esposo ha estado cuidando a su esposa por 56 años.

La pareja solo había estado casada por cinco meses cuando Zhou fue atacada por una misteriosa enfermedad a sus 20 años que le quitó la capacidad de mover su cuerpo.

En ese momento él se encontraba trabajando en una mina de carbón en una ciudad cercana y recibió las noticias por medio de una carta enviada por su familia.

De inmediato, él se tomó una larga licencia de su trabajo. El cuerpo de Zhou estaba rígido y no podía moverse. No podía sostener objetos en sus manos y tenían que alimentarla.

Después que su esposa quedó paralizada, Du le dijo 'No importa. Te cuidaré para siempre.'

A pesar de que la vida de la pareja es bastante desafortunada, su historia ha conmovido a muchas personas en China.

Determinado a curar a su esposa, Du la puso en una silla de ruedas y la llevó a consultas en numerosos hospitales.

El diagnóstico fue unánime: Zhou perdió su habilidad de reproducirse y quedaría confinada a una cama por el resto de su vida.

Du dijo que muchos de sus amigos le dijeron que anulara su matrimonio y siguiera con su vida, pero el devoto hombre se rehusó.

Du hace todo el trabajo del hogar, desde hervir la medicina y masajear a su esposa hasta cocinar la comida.

La historia de Du conmovió a sus vecinos, quienes a menudo les llevan cosas que necesitan como medicinas para él y su esposa.

Du también está buscando constantemente una cura para su esposa. Cada vez que escucha de una receta herbal, el sube a las montaás a encontrar los ingredientes; asegurándose de probar la medicina antes de dársela a su esposa - en caso de que sea venenosa.

Día y noche, Du ha limpiado, alimentado y masajeado a su esposa por casi 6 décadas.

Si este post te ha gustado, no te lo quedes para ti y compártelo con los tuyos.

F: dailymail